Diez cosas divertidas y económicas que hacer en Halifax, Nueva Escocia en Canadá

Language Specific Image

Nuestra última bloguera invitada de 2011 es Candice Walsh, fundadora del popular blog de viajes Candice Does the World. Tras estudiar inglés en Londres durante seis semanas hace un par de años, a Candice le picó el gusanillo de los viajes. Desde entonces ha viajado a Holanda, México, Irlanda y mucho más. Para mantenerse al día con Candice puede seguirla en Twitter o darle a “me gusta” en su página de Facebook.

Me encanta Halifax… mucho. Compensa lo que le falta a mi ciudad natal de St. John’s: un ambiente metropolitano y esa sensación de seguridad de salir por la ciudad y no tener que preocuparte por cruzarte con alguien a quien no quieres ver. Pero sigue teniendo ese aire atlántico canadiense y esa conexión con el mar. Como si pudieras entrar en cualquier pub del que salga música de violines y sentirte como en casa.

Pasé de agosto a finales de noviembre en Halifax el año pasado, buscando trabajo y haciendo contactos y probando cervezas. No tenía mucho dinero, pero siendo ahorrativo y aprovechándome de mis amigos, me las arreglé razonablemente bien. He aquí cómo puede hacerlo usted también.

1. Disfrute de las vistas en Citadel Hill (arriba)

Desde lo alto de la ciudad, el horizonte se ve muy bien desde aquí. La mayor parte de esta zona fue arrasada por la Explosión de Halifax en 1917, una de las mayores explosiones provocadas por el hombre de la historia, pero la mayoría de los edificios han sido restaurados maravillosamente.

2. Pase un día en los Jardines Públicos

Abiertos por temporadas, pasear por aquí es una forma estupenda de escapar del bullicio de Spring Garden Road. Además, la flora es algo que no se esperaría en la lluviosa costa este de Canadá: parterres tropicales con agaves y cactus, coloridos macizos de flores e incluso especies raras de árboles procedentes de Japón, California y Suiza.

3. Pasee por el centro

Una de mis actividades favoritas para sentirme bien en una ciudad nueva es simplemente pasear por el centro. El centro de Halifax está totalmente en cuesta, así que puede serpentear por las calles, entrando y saliendo de las tiendas, y acabar en el paseo marítimo. Aquí también pasan muchas cosas durante el verano -buseros, gente pululando, cruceros y toneladas de estupendos locales de comida.

4. Participe en la Split Crow Power Hour

Halifax tiene una enorme población estudiantil, lo que significa que la ciudad cobra vida por la noche… sea el día de la semana que sea. Los jueves por la noche, de 9 a 10, las cervezas se venden a 2 por 5 $ en el Split Crow. Hay música en directo y mucho desenfreno de borrachera, así que póngase manos a la obra y bájese esas cervezas antes de que se acabe el tiempo.

5. Haga una pausa para tomar un helado o un rabo de castor

En pleno centro encontrará dos locales de comida canadiense por excelencia: Beaver Tails y Cow’s Ice-Cream. No se preocupe, no se está comiendo el trasero de ningún mamífero: los Beaver Tails son pastelitos cubiertos con los ingredientes que usted elija. Cow’s es una heladería popular originaria de la Isla del Príncipe Eduardo, pero que no suele encontrarse en ningún otro lugar. Disfrute de la experiencia y, por favor, no cuente las calorías.

6. Haga un recorrido por la cervecería Alexander Keith

Por unos 15 dólares canadienses, obtendrá una cerveza gratis y algo de entretenimiento de la cervecería más popular de Nueva Escocia. Los habitantes de Nueva Escocia adoran sus Keith, y usted también debería hacerlo. Haga un viaje al pasado, a la época del Sr. Keith, pruebe algunas cervezas gratis e incluso cante una cancioncilla. Una de cada cuatro cervezas que se venden en Nueva Escocia es una Keith’s, así que si quiere encajar, es mejor que tenga una en la mano. Preferiblemente en todo momento.

7. Pase el rato en Spring Garden Road

Según se dice, la calle con más tráfico peatonal de Canadá, este lugar está repleto de restaurantes, tiendas boutique y mucho más. Nunca duerme, y seguro que encontrará algo entretenido por estos lares.

8. Diríjase a la playa

Nueva Escocia tiene algunas playas y pozas increíbles. Si puede, diríjase a Rainbow Haven en Cow Bay para encontrar un respiro de arena blanca de la ciudad, o dese un chapuzón en el deliciosamente titulado Lago de Chocolate. Pista: no está hecho de chocolate. Lo sé, a mí también me decepcionó.

9. Museo Marítimo del Atlántico

Por un módico precio, reciba una lección de historia sobre la zona y aprenda más sobre la Explosión de Halifax. También hay expuestos varios artefactos del Titantic, incluidas algunas prendas de ropa aleccionadoras de personas que nunca se recuperaron del Atlántico.

10. desayunos de 2 dólares en Maxwell’s Plum

Este restaurante no sólo tiene 60 marcas de cerveza de barril, sino que los sábados por la mañana sirven un grasiento desayuno a base de beicon, huevos, tostadas y patatas fritas… ¡por 2 $! También hacen una estupenda fuente de hamburguesas a 5,95 $ de lunes a viernes antes de las 5 p.m. ¡Es la cura perfecta para la resaca!

Deja una respuesta

Get the App. QRGet the App.
Get the App. QR  Get the App.
Vuelve al inicio